martes, 1 de junio de 2010

GENTE DE MI TIERRA: ISAAC PERAL

.

Isaac Peral Caballero es el inventor más grande que ha dado España y uno de los más importantes de la humanidad. Este cartagenero y murciano ilustre, nació en Cartagena tal día como hoy, 1 de junio de 1851, en una modesta casa del callejón de Zorrilla.

Su vocación de inventor le vino de su padre y de su abuelo, Pedro Peral, un hombre de origen muy humilde natural de Alpera, un pueblecito del antiguo Reino de Murcia, que se alistó en la marina poco antes de la batalla de Trafalgar y que por su tesón y valor llegó al grado de capitán. Su hijo, Juan Manuel, el padre de nuestro Isaac, también se alistó en la infantería de marina y llegó por su demostrado valor al grado de capitán. Murió en Cuba en 1872 a donde pidió ir voluntario para podes sufragar los gastos de los estudios superiores de sus tres hijos mayores que consiguieron entrar en el muy selecto y elitista Cuerpo General de la Armada, restringido solo para la nobleza y por tanto no accesible para hijos de personal subalterno.

Siendo guardiamarina viajó a Italia en la fragata Victoria y en la célebre fragata Numancia para traer al recién proclamado rey Amadeo I. Al mando de la escuadra estaba el Ministro de Marina José María Baránger que tan negativamente influyó en nuestro inventor y en la historia española.

Isaac Peral, además de su amor a la Armada, amaba la Física y dentro de ella las aplicaciones electrotécnicas. Por ella llegó a interesarse muy vivamente en resolver el arduo problema de la navegación submarina. Una idea de la magnitud del grandísimo problema lo da el hecho de que lo máximo que hasta entonces se había conseguido era que Siemens, en Berlín, con la propulsión eléctrica de un pequeño motor de 7,5 CV, movió un tranvía experimental. Lo que pretendía realizar Isaac Peral era la navegación submarina de una nave de 130 toneladas con potencia eléctrica suficiente para navegar a una velocidad de 8 nudos, venciendo las corrientes, transportando su propia energía eléctrica, el armamento y la supervivencia de los 10 hombres de la tripulación.


Submarino Peral en Cartagena

Cuando lo tenía todo estudiado y los planos realizados, en contra de la opinión de su mujer que intuía lo que después ocurrió, presentó su invento a la Armada que fue clasificado, al principio, como alto secreto.

El proyecto pasó por distintas etapas, unas favorables, con dilatados retrasos, y otras, las más numerosas, desfavorables, según el vaivén de las alternancias políticas de la época. Muy negativamente afectó las intervenciones de José María Baránger amigo personal del multimillonario, espía y traficante de armas, al servicio de quien mejor pagara, Basil Zaharoff también conocido como el Mercader de la Muerte al cual se le reveló el secreto y se le dejó acceder a los planos del submarino. Después intentó comprar, a Isaac Peral, su invento para Inglaterra y para Alemania, a lo cual se negó nuestro inventor que quería la gloria para España. Tuvo Isaac Peral que sufrir por ellos numerosos sabotajes entre ellos el que, al parecer auspiciado por Zaharoff, sufrió el día de la presentación del submarino ante la Reina y sus ministros. Una vez más la envidia y el desprecio hacia los que eran considerados como "de clase inferior", ese pecado nacional, se puso de manifiesto con burlas y sometimiento del proyecto a comisiones mal intencionadas y parciales.

La tecnología de la época no estaba preparada para dar respuesta a los compromisos técnicos necesarios para este proyecto, como lo eran la acumulación de gran cantidad de energía, la potencia necesaria de motores eléctricos jamás construidos, la visión submarina, la orientación en la navegación submarina, flotabilidad y estabilizado de la nave, respiración para sus 10 tripulantes. Para ello, Isaac Peral tuvo que diseñar personalmente y construir todos los elementos del submarino. Así consiguió que el 8 de septiembre de 1888 se botara en los astilleros de La Carraca de San Fernando, el primer submarino de la historia.

Las pruebas que se le exigieron fueron superadas satisfactoriamente: navegó fuera y dentro del agua, en la bahía y en alta mar, disparó torpedos sumergido y en superficie, ejercicios tácticos de ataque diurno y nocturno. Fue un acontecimiento cubierto y aplaudido por toda la prensa extranjera y española, (excepto la afín y adicta al gobierno de aquella época; Cánovas, Sagasta y Castelar, Romero Robledo y Silvela), pero curiosamente ninguna autoridad española, ni civil ni militar, estuvo presente en este acontecimiento.

El submarino volvió a ser sometido a estudio e informes técnicos por distintas comisiones formadas y dirigidas, entre ellos, por algunos traidores y desertores de España, vendidos a E.U,. cuando en 1898 nos iban a declarar la guerra, y que informaron, desfavorablemente, sobre la novedad y la calidad del invento y de su inventor y por cuyo trabajo fueron condecorados.

Isaac Peral murió en 1895, antes de cumplir los 44 años, perdiendo su submarino, su carrera, su prestigio y el reconocimiento de su invención.

Isaac Peral, fundó diversa empresas entre ellas la mayor fábrica de acumuladores eléctricos, Tudor, que construyó los acumuladores eléctricos con los que después navegaron los submarinos.

España y la Armada española perdió, neciamente, su submarino que precisaba, y con él la batalla de Cavite y Santiago.

Tuvieron que pasar 10 años para que otros llegaran, y no del todo, hasta el nivel en el que Isaac Peral llegó con su submarino

19 comentarios:

El Gaucho Santillán dijo...

Cuanta injusticia hubo, en aquella època, para con cualquier genio, que no fuese Yanquee o inglès.

Todos fueron dejados de lado adrede, para priorizar los intereses de EEUU y su "Doctrina Monroe".

Peral, Dumont, Tesla. Todos ellos, genios. Pero empañados por la historia anglosajona.

Un recuerdo para Juan La Cierva, otro olvidado injustamente.

Saludos

Man dijo...

Gaucho, a ese murciano mio, a Juan de la Cierva, no lo tengo olvidado. Lo verás próximamente por aquí.
Un abrazo

Mercedes dijo...

Confieso que no sabía que Isaac Peral era murciano, ni muchas de las cosas tan interesantes que nos has contado. Lo que está claro es que tenía una mente excepcional y que nos dejó gran parte de su talento para la posteridad. Una pena que muriera tan joven y sin prestigio. Si levantara la cabeza y supiera las veces que se ha escrito su nombre en las enciclopedias...
Interesantes siempre tus entradas de la gente de tu tierra.
Un abrazo.

Isabel Martínez dijo...

Qué de murcianos ilustres tenemos, querido Man. E Isaac Peral no podía faltar en tu rescate.
Estupenda entrada, querido amigo.
Un beso.

Coquelicot dijo...

Lo curioso es que cuando vas al extranjero, mucha gente identifica, bueno, alguna gente, relaciona nuestra región con la de nacimiento de este inventor, igual con que fue uno de los sitios donde estudió uno de los próceres de la independencia argentina:SanMartín.

Ana Márquez dijo...

Mi padre lo nombra a menudo, es uno de los pocos recuerdos que aún guarda de las lecciones del colegio, allá en los años cuarenta. Por esto y por todo lo que hizo le tengo cariño a Isaac Peral :-)

Gracias por compartir. Abrazos!

TOÑI dijo...

Desde el dia uno,no he parado de buscar un libro que mi tio José Zarco Avellaneda escribio en 1986.
ISAAC PERAL Y CABALLERO.Esta muy completo de informacion:Desde la partida de bautismo,hoja de servicios,carta a la reina,cartas de su viudad y de las autoridades cartageneras,para poner en marcha el traslado de sus restos desde el cementerio de la Almudena(Madrid) a Cartagena.Informacion grafica,es muy completo. Un abrazo.

Coquelicot dijo...

Aquí tienes a otro hombre de tu tierra al que le puedes dedicar unos minutos, yo lo descubrí ayer, por casualidad, cuando entré motivada por una curiosidad visual a un edificio (una biblioteca) construido por él, aunque yo aún no lo sabía. Después cuando volví a este ordenador y busqué, me entretuve por su página web:
http://www.lejarraga.com/

Y hoy, casualidad entre las casualidades, resulta que vuelven a hablar de él, en uno de los blogs que sigo:
http://blogs.elpais.com/del-tirador-a-la-ciudad/2010/06/barrio-lej%C3%A1rraga-en-torre-pacheco.html#more

Luis Madrigal Tascón dijo...

Querido MAN: Yo no sé nada de submarinos ni de navegación submarina, aunque he visto en Cartagena el propotipo que inventó nuestro Isaac Peral. Por cierto, ese monumento debería servir para coasas más nobles que para qie los "hinchas" del Cartagena celebrén sobré el sus vistorias. Pero lo que quiero decirte que no queda claro que Isaac Peral murió en Berlín, en 1895, pese a haberse negado por puro patriotismo a ceptar la ayuda alemana para desarrollar su invento. Justamente con Alemania, ya se las había tenido cuando la llamada Crisis de las Carolinas. ¡Que gran hombre, si hubiese tenido detrás un gran país!. Un abrazo, Man. Luis.-

Man dijo...

Querido Luis: Isaac Peral fué operado de un cancer en Madrid en 1889. Después fue operado hasta cuatro veces y por último no superó el postoperatorio de la operación que le practicaron en Berlín.
Efectivamente no quiso venderle el submarino a las potencias extranjeras que se lo demandaba y entre ellas Alemania con la que nos las vimos, como bien dices, en las islas Carolinas.
En ese periodo de tiempo 1891-95 creó en Madrid la empresa electrica de acumuladores mas importante del mundo que después de su muerte pasó a llamarse Tudor, así como numerosas industrias eléctricas destinadas a la electrificación de municipios por todo el territorio nacional.
Yo creo que se a muchos de los que se bañan en Cartagena en esa fuente no saben bien quién fue este grandísimo hombre que ahora se encuientra enterrado en el cementerio Nuestra Sra. de los Remedios de Cartagena y en cuyo mausoleo, si las nuevas normas militares no han cambiado, el día de Todos los Santos era custodiado por soldaos de marina.
Comprendo que esta entrada es un poco compleja y árida pero entre nuestros seguidores hay muchos de Cartagena que esperaba que se sintieran las encantados y emocionados.

Curro dijo...

Muy buena la biografia, si señor, como todas las que hace Sr. Man, pero a ver cuando les va tocando al Chichones o al Pichilate que tambien tienen derecho.

Man dijo...

Pues mira por donde, amigo Curro, si buscas en el mes de noviembre de 2009 encontrarás dos entradas seguidas, una dedicada al Chichones y otra a Pichilate.
(3 y 5 de noviembre de 2009)

Capuchino de Silos dijo...

Man: Cuánto personal interesante e importante hay en España. Murcia tierra de buenas cosechas de todo tipo, si señor.¡Qué alegría!
Me ha gustado mucho tu entrada, que por cierto, la he tenido que buscar porque no me ha entrado. Me está pasando con varios blogs. No sé las razones.

Un fuerte abrazo

Curro dijo...

Ya me extrañaba a mi, conociendo el paño que no hubieran salido estos personajes a la palestra. Yo voy a añadir una anecdota y es que cuando hice mi desembarco en Murcia, un buen dia que iba por la C/Plateria con algunos cabroncicos de por aqui, al cruzarnos con el pichilate me dijeron que le dijera eso "Pichilate", En los años mozos ya se sabe uno no tiene medida. Al decirle pichilate, el bueno de D. Jose me dijo de to, hasta lo que no esta escrito. Con el tiempo me hice amigo suyo y siempre le dije D. Jose, mas de una vez lo he invitao a un tewi. Por cierto que sigue viviendo, pero el jodio sa puesto mu gordo.

Paloma Corrales dijo...

Mi querido muricanico eres un pozo de sabiduría, no tenía ni idea de la mitad de las cosas que tan bien has reseñado aquí.

No me extraña que estés orgullos de tus paisanos, no es para menos.

Un abrazo bien fuerte y bien grande.

Marga Fuentes dijo...

Vengo a dejarte un abrazo con mucho cariño, querido Man. Ojalá te llegue.
Es precioso esta obertura de Cavallería Rusticana. Una belleza.
Un beso,

LA CAJA DE ANBAIRO dijo...

Querido amigo MAN, como Cartagenero, me siento avergonzado de no ser conocedor de tan ilustre persona.

Gracias por la completa e instructiva biografía que nos ofreces.

El Mausoleo lo he visitado fuera de la fecha a la que haces mención.

Me pondré al corriente.

Un abrazo

Liliana Lucki dijo...

Gracias por la valiosa información.

En Argentina el apellido es muy escuchado.

Serán parientes ????

Espero corran con mejor suerte.

Mi saludo,Liliana

Mercedes dijo...

Vengo sólo a saludarte, hace días que no se te ve por estos lares. Supongo que estás concentrado en tu obra. Ánimo, lo conseguirás.
Un abrazo.