miércoles, 26 de enero de 2011

MORADAS DE GRANDEZA

Palacio Episcopal de Murcia


El Palacio Episcopal de Murcia acoge la exposición:

MORADAS DE GRANDEZA

La ciudad conventual española

La exposición descubre la singularidad de la vida monacal española y su global incidencia en el desarrollo de la ciudad tradicional, hasta tal punto que conventos y monasterios se convirtieron en elementos definidores de pueblos y ciudades. Tal es el caso, por ejemplo y como paradigma histórico, de nuestra Caravaca de la Cruz que se transformó en un lugar de encuentro para las comunidades religiosas fomentando su presencia en sus propias calles o en los nuevos espacios urbanísticos que los propios enclaves monacales suscitaban.

El itinerario se presenta como si un imaginario viajero fuese recorriendo los espacios urbanos de estas ciudades, visitara sus monasterios, preguntare por su forma de vida, sus misterios, sus silencios, sus retiros, y el viajero , sorprendido, percibe que detrás de esos gruesos muros existe una intensa actividad conectada con una peculiar forma de vida ascética y sus propios carismas y que junto a la oración, conviven con intensas labores sociales y de caridad, esfuerzos y disciplinas comprometidos con la enseñanza y la cultura, la medicina y la farmacia, el arte y la literatura.

La exposición se articula en tres secciones que sirven de marco a ese imaginario recorrido:

SECCION PRIMERA

Por caminos poco andaderos.- La ciudad y los fundadores. Acciones sociales, benéficas, modas y costumbres, y educativas. La misión de monasterios y conventos.

Dos grandes y emotivos cuadros nos reciben al visitante

LA REDENCIÓN DE CAUTIVOS POR SAN PEDRO NOLASCO

de C. de Acebedo

donde se representa a hermanos de la Orden de la Merced redimiendo a metálico a cristianos cautivos por los moros, siguiendo el quinto voto que profesan y que les compromete a liberar a otros más débiles en la fe, aunque su vida peligre por ello.

Otro gran cuadro anónimo que representa EPIDEMIA DE PESTE el 22 de mayo de 1676 en Antequera.

Así mismo nos reciben planos de las Civitates Orbis Terrarum



SECCION SEGUNDA.-

Aquesta celestial esfera.- El templo conventual. Elementos compartidos y sus singularidades.


SAN FRANCISCO EN ORACIÓN de F. de Zurbarán

San Benito

LA CENA DE SAN BENITO de fray Juan András Rizzi

San Jeronimo


SECCION TERCERA.

-Esconder la vida.- La fantasía de este imaginario viaje del no menos imaginario viajero queda completada con la apertura de la puerta reglar y la posibilidad de acceder a la clausura, donde comprende todo el significado de ese mundo interior y valora sus obras de arte. Por ello, esta sección, la más extensa, se estructura a su vez en:

- Con generoso ánimo.- Patronos y fundadores. Retratos y objetos donados a los conventos

VISIÓN DE BEATO ALONSO RODRIGEZ de F de Zurbarán

- En soledad de amor herido - Vida conventual de clausura. Organización interior.


En perseguirme, mundo, ¿qué interesas?
¿En qué te ofendo, cuando sólo intento
poner bellezas en mi entendimiento
y no mi entendimiento en las bellezas?

Yo no estimo tesoros ni riquezas,
y así, siempre me causa más contento
poner riquezas en mi entendimiento
que no mi entendimiento en las riquezas.

Y no estimo hermosura que vencida
es despojo civil de las edades
ni riqueza me agrada fementida;

teniendo por mejor en mis verdades
consumir vanidades de la vida
que consumir la vida en vanidades.

Sor Juana Inés de la Cruz


- Imago pietatis - Devociones conventuales propias de cada orden y dedicada a esculturas y pinturas de gran importancia y a la creación literaria.


Esta divina prisión

del amor con que yo vivo

ha hecho a Dios mi cautivo,

y libre mi corazón;

y causa en mí tal pasión

ver a Dios mi prisionero,

que muero porque no muero.


¡Ay, qué larga es esta vida!

¡Qué duros estos destierros,

esta cárcel, estos hierros

en que el alma está metida!

Sólo esperar la salida

me causa dolor tan fiero,

que muero porque no muero.


¡Ay, qué vida tan amarga

do no se goza el Señor!

Porque si es dulce el amor,

no lo es la esperanza larga.

Quíteme Dios esta carga,

más pesada que el acero,

que muero porque no muero.

Santa Teresa de Ávila


SOR MARCELA DE SAN FÉLIX de Ignacio Suarez Llanos

Sor Marcela de San Félix, la sexta hija bastarda de Lope de Vega contempla desde la clausura el entierro de su padre

"Me escapé a suelo sagrado como hacen los delincuentes, para huir del poco cariño que me mostraban mis padres, y las molestias que les causaba"

Su padre contestó en esta epístola

No puedo encareceros a Marcela

hipérbole mayor que su hermosura:

si a la envidia deslumbra, al sol desvela.

Aunque iba nuestra novia tan segura,

el marqués de Povar fue con la guarda

honrando su modestia y compostura...

Madrina, de la mano la llevaba

la señora marquesa de la Tela, ...

Iba el duque de Sesa generoso,

y otros señores, de quien siempre he sido

honrado, no por bueno, por dichoso.

Cantó las letras tierno y bien oído ...

Ponce y Valdés; que encareceros cuánto

extremaron sus gracias, fuera agora

contar las luces del celeste manto....

Volvimos a la iglesia, y despojadas

las galas de la novia, piedras y oro,

las vi en sayales toscos transformadas;

cortados los cabellos que el decoro

tienen de la hermosura,...

Lope de Vega

- Aurora de dulces amistades - Los refectorios como uno de los lugares más significativos. Elementos ornamentales y objetos de uso común.

Nacimiento y cuna de una amplísima gastronomía de nuestra cultura.







BODEGÓN CON CAJITAS DE DULCES de J. van der Hamen y León


- Speculum Eruditionis - Bibliotecas y archivos. Documentos y manuscritos, resumen de saberes.

- En el arpa o en el laúd bien acordado- La música en los conventos. Libros de coro e instrumentos musicales.

- En el ameno huerto deseado - Huerto monacal. No sólo útil por la fertilidad de su suelo, sino también por estar dedicado a la botánica. Las plantas medicinales y las boticas monásticas fueron de gran importancia.

La exposición reúne más de un centenar de piezas de artistas como Murillo (retratos y temas devocionales), Zurbarán (el pintor por excelencia de la vida monástica), Ribera (sus Santos y Ecce Homo), Claudio Coello, Alonso Cano, Vicente Carducho (el pintor de los cartujos del Paular), Rutilio Manetti, Antonio Rizzi, Juan del Castillo, Miguel Ángel Houasse, Francisco Pradilla, Gregorio Fernández, Alonso y Pedro de Mena, Hermanos García, Francisco Salzillo y Luis Salvador Carmona, entre otros.

A estos nombres se unen piezas de orfebrería, instrumentos musicales, lozas y cerámicas, así como las ilustraciones del conocido Civitates Orbis Terrarum de Georg Brayn (1573. Universidad de Valladolid), el famoso manuscrito De Materia Médica de Dioscórides (Siglo XV. Universidad de Salamanca) y el Manuscrito de Raymundi Lulli (1723. Monasterio de Montserrat). Todas ellas procedentes de Patrimonio Nacional, el Museo Nacional del Prado, la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, la Biblioteca Nacional, las catedrales de Sevilla y Valencia, iglesias, conventos y monasterios.

12 comentarios:

TOÑI dijo...

Me encantaron los Zurbarán,tambien los instrumentos musicales.Un beso.

Isabel Martínez Barquero dijo...

Me has dejado muda de admiración, querido Man. Qué sinopsis tan preciosa de la exposición, con la divina y amada poesía mística (Sor Juana Inés de la Cruz, Santa Teresa), planos (vislumbro Toledo en uno), pinturas y lo mejor: tu pluma, ágil y documentada.
Un gozo ha sido la lectura.
Un beso enorme.

MARIA DOLORES dijo...

Es verdad que has hecho una síntesis estupenda de la exposición que recorrimos el domingo. ¿Qué estupenda mañana pasamos aunque hacía bastante frio!

Me encanta la poesía de sor Juana Inés de la Cruz, sobre todo en su segunda porción de versos:

"Yo no estimo tesoros ni riquezas,
y así, siempre me causa más contento
poner riquezas en mi entendimiento
que no mi entendimiento en las riquezas"

Me esta gustando mucho esto de que estés jubilado y podamos ir a dónde queramos sin límite de tiempo o de lugar (bueno siempre hay un límite, el pecuníario).

¡Bendito sea Dios que nos está regalando la comunión y la ternura!

Un beso cariño: Mª Dolores

Mar dijo...

¡Dios qué entrada!...

Breve pero intensa ;)

Un beso, Man.

Candela dijo...

Una maravillosa manera de explicar el porque y como de esta exposición.

Y por supuesto el valor cultural, que en un momento dado de la historia, han aportado las congregaciones religiosas a nuestra Historia.

Me recuerda mucho, la exposición, por la riqueza de obras y medios, a las Edades del Hombre, en la Comunidad de Castilla León.

Una gozada y una envidia.

Besos


P.D.: La música todo un acierto.

Taty Cascada dijo...

Presentación que merece un aplauso, por lo documentada y preparada. Se nota que te tomaste unas cuantas horas para su elaboración.
Felicitaciones y un fuerte abrazo.

Mercedes Pinto dijo...

Querido Man, nos has dejado a todos anonadados. Es como si hubiésemos ido personalmente a la exposición. Cada cuadro, los poemas, la música... están elegidos con un gusto exquisito. Un post magnífico. Enhorabuena.
¿Y esa novela?
Un abrazo enorme, amigo.

Man dijo...

Una vez escrito el borrador estuve dudando si ponerlo o no; lo veía, y es, muy "pesado" pero una vez hecho el trabajo, cerré los ojos, junté los dedos y lo coloqué.
Lo que más trabajo me dio, y aquí os piso ayuda,fue pasar del borrador realizado en Word a la planilla del blog. Cuando lo hago, todo se desconfigura, no obedece órdenes, ni de tipos de letras o tamaños, colores, interespaciados... ahí sí que pierdo mucho tiempo. Si lo escribo directamente sobre la plantilla del bog sí parece que sale bien pero no me apetece tener que volver a escribirlo en ese cuadrito que es la planilla. ¿Sabéis de alguna otra forma de hacerlo?
La próxima vez os prometo que seré breve. ;-)

Man dijo...

Perdón otra vez.
Si queréis que la fachada de Palacio Episcopal se vea más grande, pinchar sobre ella.
Cada nombre que aparece subrayado está vinculado a otra página web donde se puede ampliar información, luego pinchando sobre ella os llevará a esa web que he elegido para mayor documentación.
Lamento ser tan "pesado" pero la síntesis no es una de mis virtudes.
Debe ser por deformación profesional.
Un abrazo

mariarosa dijo...

Querido Man, he quedado sin palabras. Es hermosa tu tierra y lo que guardan sus templos son joyas de la humanidad.

Te he coontado alguna vez que una muy querida amiga mía; Conce, es murciana, por ella conozco algo de vuestras bellezas.

Me he tomado el atrevimiento de mandar a mi amiga el link de tu Blog, para que ella entre directamente y se emocione recordando su Murcia amada.

Gracias por enriquecernos, mi corazoncito Franciscano se emociono con la imagen de nuestro patrono, San Francisco.

Gracias, un beso.

mariarosa

Alicia María Abatilli dijo...

¡Cuán bueno es comprobar una vez, como decía el filósofo, que realmente la belleza salvaré al mundo!
Un gran abrazo, Man.
Feliz domingo.
Alicia

curro dijo...

Muy buena la entrasa, sí señor, deberían pagarle o hacerle comisario de la exposición. De todas formas haré un pequeño comentario si me lo permite aqui.
Todos los domingos aconstumbro a ir al mercadillo de antiguedades de San Andrés, y un día ví la puerta del Convento de las Agustinas abierta, es decir la iglesia. Picado por la curiosidad entré a la iglesia. El ambiente no tenia precio. Me había trasladado al siglo XV, la Iglesia, el altar, y sobre todo la regilla donde al otro lado estaban las monjitas que acababan de oir misa y atendían a las visitas. Hubiera querido hablar con ellas, pero no me atreví. Lo dicho aquella visita que ahora a menudo hago mas veces, no tiene precio. Un saludo Sr. Man.